elsociólogo

online, offline @elsociologo

Archivo para la etiqueta “investigación social”

“Cualitativo-Cuantitativo-Mixto”

 

923909-papel-moneda-y-monedas-sobre-fondos-blancos

El hecho de que las investigaciones sean consideradas cuantitativas o cualitativas hace referencia comúnmente, al tipo de datos que se recogen, a las herramientas utilizadas en el proceso de recolección de datos, a la forma de organizar los datos y al tipo de análisis que se realiza.

Cualquier “Investigación” en el campo social, suele estar permeada de buenas intenciones y del deseo de los investigadores de brindar un aporte a dicho campo, ya sea para conocer un fenómeno, para profundizar en temáticas anteriormente descritas y abordadas, o también, para buscar cambios y transformaciones específicas o sociales, a partir de los conocimientos que estudios previos hayan aportado. Independientemente del objetivo de éstas, toda investigación social busca la comprensión, profundización o transformación de aspectos en el campo investigado. En esa perspectiva de búsqueda, los diseños mixtos pueden constituirse en un aporte para dicho objetivo.

 Los diseños mixtos han ido cobrando fuerza, día a día, y cada vez son más aplicados en investigaciones en diversos campos, en especial, dentro de las Ciencias Sociales. Para Cameron (2009), la investigación social con métodos mixtos, ha ido generando cambios metodológicos entre los investigadores y académicos en una variedad de áreas disciplinarias. Las investigaciones con complementación metodológica de enfoques cualitativos y cuantitativos fueron evolucionando hasta llegar a conceptualizarlas en función de diseños denominados como de modelo y método mixto. Señala Cameron que las investigaciones con diseños mixtos han cobrado fuerza en áreas tan diversas como: educación, ciencias sociales y humanas, negocios, medicina familiar, etc.. lo cual provee evidencia empírica, de la extensión y utilización de los métodos mixtos en la investigación contemporánea”.

 Por otra parte, Johnson y Onwuegbuzie (2004) definieron los diseños mixtos como “(…) el tipo de estudio donde el investigador mezcla o combina técnicas de investigación, métodos, enfoques, conceptos o lenguaje cuantitativo o cualitativo en un solo estudio”. Los diferentes autores en mención señalan que los diseños mixtos permiten, a los investigadores sociales, combinar paradigmas, para optar por mejores oportunidades de acercarse a importantes problemáticas de investigación. En ese sentido, señalan que la investigación mixta se fortaleció, al poder incorporar datos como imágenes, narraciones o verbalizaciones de los actores, que de una u otra manera, ofrecían mayor sentido a los datos numéricos. Igualmente afirman que los diseños mixtos permiten la obtención de una mejor evidencia y comprensión de los fenómenos y, por ello, facilitan el fortalecimiento de los conocimientos teóricos y prácticos. Destacan, también, que los investigadores han de contar con conocimientos apropiados acerca de los paradigmas que van a integrar mediante los diseños mixtos, de modo que se garantice dicha estrategia.

 Cualitativo-Cuantitativo-Mixto. Lo verdaderamente importante es que se produzca investigación científica y social, cuestión cada vez más apartada en unos sistemas democráticos dependientes de las decisiones de devoradores mercados que cualifican y cuantifican sus ansias de devorar  una sola cosa mistificada: “el papel-moneda”.

¿Democracia o Plutocracia? Simplemente fuentes de riqueza vinculantes. El secuestro de la “Ciencia” paralizando su propia investigación y creación científico-social. Paradójico “paradigma” de rabiosa actualidad. @elsociologo

Anuncios

La investigación social: “pautas”

Son casi innumerables las reflexiones que se han hecho en el campo de la metodología de las ciencias sociales, sobre la dicotomía, real o inexistente, entre las perspectivas de análisis cuantitativo y cualitativo, mientras que han sido menos abundantes los trabajos teóricos, aunque , hoy en día, van siendo más frecuentes las investigaciones empíricas, que han tratado de compatibilizar y/o complementar ambas perspectivas. En muchos casos, los trabajos cualitativos cubren solamente los primeros pasos de la investigación social, como fases previas o exploratorias de la misma, para prolongarla después con una metodología más cuantitativa y extensiva como la inherente a las encuestas, al análisis de datos, multivariados, causales u otros.

Las investigaciones de los sociólogos se caracterizan, entre otras cosas, por lo que viene a definirse como “pluralismo metodológico”, es decir, por las diferentes orientaciones metodológicas y la correspondiente elección de métodos y técnicas provenientes de distintos horizontes epistemológicos.

La división más recurrente es la que se establece entre métodos cuantitativos y cualitativos.

Esta diferente estrategia de investigación sirve, incluso, para clasificar a los profesionales de la sociología entre cuantitativistas y cualitativistas según la perspectiva adoptada en el marco metodológico, científico y social.

En el examen metodológico de la perspectiva cuantitativa es importante discenir sobre cómo la sociología aborda la realidad y, por otro lado, sobre la especificidad que asume el proceso de investigación. La investigación cuantitativa tiene en la muestra probabilística la herramienta principal para hacer injerencias válidas de universo investigado. Una gran parte de las investigaciones cuantitativas en sociología se llevan a cabo con diseños muestrales. La muestra permite realizar el estudio de grandes grupos de población con un número de casos relativamente pequeños. Escapan a esta tendencia los estudios que clasifican datos y los que tratan temas globales como exclusión social, ciudadanía, procesos electorales y modernización, entre otros.

En el paso de la investigación a los hechos, existen tres buenos instrumentos de descubrimiento: la documentación, la observación personal, y la entrevista. Las tres son útiles para la obtención de sugerencias e hipótesis preliminares; pero como métodos de análisis cuantitativo y cualitativo, o de verificación, son todas diferentes en su carácter y de valor desigual.

El más indispensable de estos instrumentos es la documentación. A continuación en importancia aparece el método de la observación personal. La dificultad para el investigador social es conseguir un puesto de observación en el que su presencia no altere el curso de los acontecimientos. Debería registrar lo que ha observado como un conjunto separado, y no necesariamente conectado, de hechos a ser usados como meras hipótesis de clasificación y orden para su verificación mediante un exhaustivo examen de la documentación, o a través del mayor alcance del método de la entrevista.

Por entrevista, como instrumento de investigación sociológica, entendemos como el interrogatorio cualificado a un testigo relevante sobre hechos de su experiencia personal. Finalmente, sugerir que es una ventaja peculiar de todo trabajo sociológico el que una investigación social sea llevada a cabo por más de una persona. Un grupo multidisciplinar, bien unido, dedicándose simultáneamente a la materia propia de la investigación, conseguirá muchos, más y mejores resultados que los mismos cientistas sociales trabajando de forma individual.

¿Investigamos? Multitud de motivos y causas definen esta necesidad en la presente realidad social. Sería, no cabe duda, un buen método en el entramado de telaraña de los diferentes grupos de discusión. Los mercados los dichosos mercados. #On:-)!

Navegador de artículos